Alicia en Sussex

Nicolas Mahler

Traducción: Miguel Sáenz Sagaseta de Ilúrdoz

Alicia está de nuevo  en el país de los sueños. 

Allí se encuentra con el conejo blanco, que cita a autores como Melville, Cioran  o Niet­zsche y la lleva a su madriguera  subterránea en busca de una edición ilustrada  del Fran­kenstein en Sussex de H. C. Artmann.  Al contrario de lo que ocurre en Alicia en el país  de las maravillas de Lewis Carroll, aquí Alicia se halla en una casa en las profundidades de la tierra. Y en cada una de las plantas, se topa con las creaciones de Carroll: la oruga que fuma en pipa, el gato sonriente, la tortuga marina y muchos más, hasta que en la última planta de la casa, la más profunda, Alicia da con el monstruo de Frankenstein.